Contacto para Demo gratuita Contacto para
Demo gratuita
StatsBombIQ StatsBomb Data
Atrás

Las cinco grandes ligas después de cinco jornadas: La Bundesliga

By Nick Dorrington | octubre 29, 2020 | Bundesliga

Después de cinco jornadas, vamos a echar un ojo a un par de cosas interesantes de los primeros pasos de la temporada de la Bundesliga.

Líderes habituales

La Bundesliga ha tardado menos en tomar forma que algunas de las otras grandes liga europeas. Los tres primeros puestos de la clasificación están ocupados por los tres primeros de la temporada pasada: el Bayern Múnich, el Borussia Dortmund y el RB Leipzig. No sólo eso, sino que los tres también tienen los mejores números subyacentes de la división.

Aparte de una más que sorprendente derrota por 4-1 ante el Hoffenheim, el campeón Bayern va por buen camino y ha marcado cuatro o más goles en cada una de sus cuatro victorias. El Dortmund también tiene una derrota en su récord, pero ha ganado el resto de sus partidos sin encajar gol. El RB Leipzig encabeza la tabla con cuatro victorias y un empate de un calendario un poco más accesible.

Incluso en esta fase tan temprana de la temporada, los tres parecen los favoritos para terminar la campaña en los tres primeros puestos de la clasificación. Asimismo, se necesitaría una persona muy valiente para predecir con confianza que ganará el título un equipo no llamado Bayern.

El equipo de Hans Flick terminó la temporada pasada con 13 puntos de ventaja sobre el segundo de la clasificación tras ganar nueve partidos consecutivos en la vuelta del parón, y luego también ganó la Liga de Campeones para coronarse como campeón de Europa. Aparte de esa anomalía ante el Hoffenheim (4-1 en el marcador; 3.98-1.64 por los goles esperados) ha sido dominante en sus primeros partidos de la nueva campaña, superando a sus restantes rivales por 79 a 33 en tiros y 13.44 a 3.48 en goles esperados (xG).

Sólo llevamos cinco partidos de liga y se siguen aplicando las advertencias normales sobre los tamaños de la muestra pequeños, pero aún así es difícil ver otro equipo que el Bayern ganando el título de la Bundesliga.

Robert Lewandowski también ha disfrutado de un gran comienzo en su intento de terminar la temporada como máximo goleador de la liga por cuarto año consecutivo.

¿El Schalke es realmente malo?

El Schalke está penúltimo en la clasificación tras conseguir un solo punto en sus primeros cinco partidos. Más globalmente, no ha ganado ninguno de sus últimos 21 encuentros de liga, la segunda peor racha de la historia de la Bundesliga. Su única victoria este año fue un triunfo por 2-0 ante el Borussia Mönchengladbach el 17 de enero.

¿El Schalke es realmente tan malo?

En cierto sentido, la respuesta es sí. Con los penaltis incluidos, el Schalke ha sido un promedio de más de dos goles peor que sus rivales durante esta racha. Extrapolado a una temporada completa, una cifra así habría resultado en la peor diferencia de goles de la Bundesliga en la 2019-20, y por lejos. Sin penaltis, su déficit medio baja a 1.86 goles, lo que está muy por encima de su déficit medio de xG de 0.98 por partido, pero esta última cifra también habría sido la peor de la liga la temporada pasada.

Así que podemos afirmar con bastante confianza que el Schalke es un equipo malo. Aún así, la probabilidad de que sume 21 partidos sin ganar es muy baja.

Tenemos una cronología para cada partido dentro de nuestra herramienta de análisis StatsBomb IQ que muestra la probabilidad de que el encuentro termine en victoria de casa, victoria para el visitante o un empate, de acuerdo con la balanza de ocasiones. Podemos utilizar las probabilidades de cada uno de los 21 partidos en la racha sin ganar del Schalke para establecer la probabilidad acumulada de que no logre ni una victoria en esta secuencia de encuentros.

Cabe destacar que hay unas actuaciones espantosas en esta racha, incluyendo cuatro partidos en los que los rivales del Schalke tenían una probabilidad de ganar de un 90% o más. La probabilidad de ganar del Schalke se situó por encima de un 50% sólo una vez. Había una probabilidad de un 80% o más de que no gane en 14 de los 21 partidos.

Pero si los apilamos todos los partidos, incluso un equipo jugando tan mal como el Schalke en esta racha normalmente se habría conseguido al menos una o dos victorias. La probabilidad de que no gane ninguno de los 21 partidos es de poco menos de un 1.5%.

Por lo tanto, aunque las actuaciones del Schalke este año y desde el comienzo de esta temporada lo sitúa como candidato al descenso, no sería sorprendente que pusiera fin a su racha sin ganar antes de alcanzar el récord de la Bundesliga de 31 partidos sin victoria, establecido por el Tasmania Berlin a mediados de los años sesenta.

Article by Nick Dorrington